Noticias‎ > ‎

El Gobierno no permitirá una huelga de Iberia en Semana Santa: impondrá un arbitraje basándose en el riesgo de caos en los aeropuertos y el grave daño a la economía del país

Si te ha gustado compártelo:

Link

El Gobierno no permitirá una huelga de Iberia en Semana Santa: impondrá un arbitraje basándose en el riesgo de caos en los aeropuertos y el grave daño a la economía del país

  • Crisis en Iberia. El Gobierno está diseñando un plan de choque para impedir que las protestas por la reestructuración de la aerolínea afecten al turismo en Semana Santa. Planea imponer un arbitraje a mediados de marzo que obligue a los sindicatos a desconvocar los paros en esas fechas, si no ha habido acuerdo entre las partes en ese momento.
22/02/2013

    Según ha sabido El Confidencial Digital de fuentes conocedoras de los planes del Gobierno, el Ejecutivo ha diseñado una estrategia para solventar una eventual situación de crisis en Iberia debido a las huelgas convocadas por los sindicatos para protestar por el plan de reestructuración de la compañía.

    La solución que tiene encima de la mesa la ministra Ana Pastor es imponer un arbitraje cuando la crisis de recrudezca y exista base legal suficiente para hacerlo con el objetivo de impedir los paros en Semana Santa. Esta intervención del Gobierno obligaría, de inmediato, a paralizar el ERE y desconvocar la huelga.

    La propia Pastor declinaba hacer comentarios sobre esta medida al ser preguntada por los periodistas en los pasillos del Congreso esta semana durante el Debate sobre el Estado de la Nación.

Desconvocar la huelga en Semana Santa

    Pues bien. Según las fuentes consultadas, una de las máximas preocupaciones del Gobierno, en este momento, es que las protestas puedan afectar a las comunicaciones en plena Semana Santa.

    Incluso, que se llegue a provocar el caos en los aeropuertos durante esos días de importantes desplazamientos en España. Por tanto, imponer un arbitraje, en las jornadas previas, obligaría a desconvocar la huelga. Y solo se hará, en caso de que las negociaciones con el nuevo mediador, Gregorio Tudela, vuelvan a fracasar y las posibilidades de huelga durante esos días sean reales.

    La amenaza de los sindicatos ya está ahí. Han avisado con convocar “nuevos paros en Semana Santa y después” si no se llega a un acuerdo con la dirección de la aerolínea, cuyo plan de ajuste contempla un ERE para 3.807 empleados, el 19% de la plantilla. Y el Gobierno no quiere que esta crisis le pille por sorpresa.

No habrá impedimento legal para el laudo

    Las fuentes a las que ha tenido acceso ECD revelan que altos cargos del ministerio de Fomento han mantenido ya contactos con la Abogacía del Estado para dar forma a la intervención del Gobierno en el conflicto de Iberia.

    Las primeras conclusiones que ha recibido el Ejecutivo aconsejan esperar unas semanas para imponer un arbitraje. Consideran que ahora mismo no hay justificación sólida para una intervención del Gobierno después de solo cuatro días de huelga en Barajas, pero no habrá impedimento legal para hacerlo a mediados de marzo.

La justificación para imponer el arbitraje

    El argumento que utilizará el Gobierno es contundente. Los sindicatos han anunciado que reanudarán los paros del 4 al 8 y del 18 al 22 de marzo.

    Unas protestas a las que se unirán también los pilotos del Sepla, que hasta ahora se habían mantenido al margen, y que son el colectivo que verdaderamente puede provocar el caos en los aeropuertos y poner en jaque al turismo.

    Ese será, por tanto, el fundamento legal que utilizará el Gobierno para justificar la intervención y la imposición de un arbitraje, si, en ese momento, no se ha llegado a un acuerdo entre ambas partes. De esta manera, lograría también su objetivo de impedir una huelga en plena Semana Santa.

Gregorio Tudela mediará en el conflicto

    La dirección de Iberia y los sindicatos han alcanzado un acuerdo para que el catedrático de Derecho privado, social y económico de la Universidad Autónoma de Madrid (UAM) Gregorio Tudela sea mediador en el conflicto abierto en la aerolínea.

    Tras cuatro jornadas de huelga, los representantes de los trabajadores y la empresa se reunieron ayer y acordaron proponer al Ministerio de Fomento que el mediador sea este experto jurista.